Blas Pérez en la Libertadores

15 de diciembre de 2006

Tres equipos chicos se agigantaron y eclipsaron a los grandes del fútbol colombiano para clasificarse a la Copa Libertadores del 2007.
Deportivo Pasto, conducido entonces por el argentino Oscar Héctor Quintabani, consiguió la primera plaza al vencer a mediados del año al favorito Deportivo Cali en la final del torneo Apertura.
Cúcuta Deportivo, el equipo de Jorge Luis Pinto, el nuevo estratega de la selección nacional, y Deportes Tolima obtuvieron las otras dos plazas al avanzar a la final del torneo Clausura que comprenderá juegos de ida y vuelta el domingo y el miércoles.
Los finalistas del certamen tienen algo en común, y es que fueron de los pocos equipos que no relevaron a los técnicos a lo largo del año.
Cúcuta, el conjunto "Motilón'' de la frontera con Venezuela, alcanzó el subcampeonato de 1964 en una cerrada lucha con un gigante de la época, Millonarios de Bogotá, y Tolima obtuvo su primera corona en la final del Clausura del 2003 frente al Deportivo Cali.
El panameño Blas Pérez, desechado por el Cali, es la gran figura del Cúcuta e ídolo entre los hinchas.
"El Cali me sacó sin explicación y hoy triunfo con el Cúcuta, un gran equipo; (Cali) me hizo un enorme favor'', dijo tras la clasificación del Cúcuta, que regresó este año a la primera división luego de una larga estadía en segunda.

Por: José De Aragón

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *