Mariano y Olmedo fuera de los “playoffs”

8 de octubre de 2006

Mientras los Tigres del Detroit hicieron pedazos la “all star” equipo de los Yanquis, los Mets de Nueva York se encargaron de dejar fuera a los tradicionales Dodgers de Los Ángeles, para llegar a las finales de la Liga Americana y Nacional, respectivamente.

Con la salida de los Yanquis y los Dodgers, también quedó fuera de la post-temporada la presencia de panameños en las rondas finales del béisbol de las Grandes Ligas.

El chorrerano Mariano Rivera de los Yanquis de Nueva York sólo actuó en el primer juego de la serie contra los Tigres de Detroit, mientras el chitreano Olmedo Sáenz salió como emergente en los tres partidos del duelo entre Dodgers y Mets, siendo también en último bateador utilizado por la tropa de Los Ángeles en la serie.

Cuarto juego

Magglio Ordóñez bateó de jonrón, Jeremy Bonderman dio en la lomita una cátedra sublime en más de ocho entradas y los Tigres de Detroit avanzaron a la serie de campeonato de la Liga Americana 8-3 a los Yankees de Nueva York, en el cuarto y definitivo partido de la serie

Los Tigres simplemente devoraron a los campeones de la División Este al superar en el terreno de juego a Nueva York casi en todas las etapas para avanzar a su primera serie de campeonato de la Liga Americana desde 1987. El martes jugarán en Oakland el primer partido, que será también el primero de postemporada entre ambos equipos desde 1972.

Barridos

Shawn Green y los bateadores pusieron a los Mets en ventaja, Billy Wagner resolvió el encuentro con eficiencia y Nueva York avanzó a la Serie de Campeonato de la Liga Nacional.

Un bateo efectivo y un cuerpo fiable de relevistas abrió el camino para que los Mets propinaran su primera barrida en una serie de postemporada desde 1969, al vencer por 9-5 a los Dodgers de Los Angeles, el sábado por la noche, en el tercer duelo de la primera ronda de la postemporada.

Los Mets abrirán la Serie de Campeonato de la Liga Nacional el miércoles, contra el ganador del enfrentamiento entre San Diego y San Luis.

Por: José De Aragón

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *